El Blog de Sonia García

Psicología y Sexología para tod@s

¿En qué puede ayudarte la terapia sexual?



Acudir a terapia psicológica cada vez está menos estigmatizado y esto es una gran noticia, pues supone que se está dando a la salud mental el rango de importancia que merece. Ahora bien, lo de acudir a terapia sexual todavía cuesta un poco más.


Cuando se sufre un problema de salud determinado la persona acude al especialista sanitario correspondiente.

  • Si tienes un problema dental vas a la consulta del dentista.

  • Si tienes una contractura muscular vas a la consulta del fisioterapeuta.

  • Si tienes una uña encarnada vas a la consulta del podólogo.

  • Si tienes una dificultad sexual vas a la consulta de terapia sexual.


Es sencillo. Las dificultades sexuales con base psicológica, emocional y sexual se trabajan en la consulta de sexología mediante terapia sexual. Si hay causa física, además se trabajará en conjunto con otros profesionales de la salud sexual.


La terapia sexual se trata de un proceso terapéutico donde se evalúan e intervienen las disfunciones o dificultades sexuales mediante metodologías y herramientas con base empírica, es decir, que está demostrado que funcionan para solventar dichas dificultades y obtener resultados terapéuticos exitosos. La terapia sexual ayuda, pues, a resolver dificultades que están interfieriendo negativamente en la vivencia y la satisfacción sexual de las personas, empoderando y dotando de herramientas para tomar las riendas de la propia sexualidad y superar bloqueos en la respuesta sexual.


Indudablemente tendrá un peso fundamental la exploración física con el trabajo del profesional de la ginecología, la urología y la fisioterapia de suelo pélvico. El trabajo interdisciplinar suele ser el que mejores resultados terapéuticos ofrece, ya que es la forma en la que se ofrece un tratamiento integral desde diferentes especialidades.


Entonces, ¿en qué puede ayudarte la terapia sexual?


En terapia sexual se trabajan, como apuntábamos anteriormente, dificultades que puedan presentarse en el ámbito sexual:


- Dificultades con la erección

- Dificultades con la eyaculación (precoz o retardada)

- Dificultades para llegar al orgasmo

- Falta o nulo deseo sexual

- Dolor o molestias en las relaciones sexuales con penetración

- Imposibilidad de tener penetración vaginal y/o anal

- Aversión o rechazo al sexo

- Miedos sexuales (al dolor, al embarazo no deseado, a no dar la talla, a hacer el ridículo,...)

- Ansiedad asociada al sexo

- Baja autoestima sexual

- Experiencias sexuales traumáticas

- Cualquier dificultad que se presente en la vida sexual


Como veis, con la terapia sexual pueden solventarse dificultades o resolver problemas sexuales. En el Despacho de Psicología Sonia García trabajamos diariamente con dificultades en el ámbito sexual, por lo que estamos especializados en este ámbito de la salud.


Es importante señalar también que la terapia sexual tiene otra vertiente que tiene que ver con el crecimiento y el enriquecimiento sexual, de modo que se trabajan también los aspectos en los que la persona quiere desarrollarse eróticamente hablando. Por ejemplo, mejorar la calidad de sus encuentros sexuales aunque considere que son óptimos o descubrir nuevas posibilidades eróticas, por mencionar alguna de ellas.


La terapia sexual es una herramienta más de la que disponemos para cuidar de nuestra salud y procurarnos bienestar.


Normalicemos ir a terapia sexual y valoremos lo importante que es cuidar de nuestra salud sexual y ponernos en manos de los profesionales adecuados y cualificados.


¿Quieres dar el paso y reservar una primera cita? Contacta con nuestro despacho aquí.


0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo